domingo, 29 de enero de 2012

"Ya se verá..."

En una remota aldea, fuera del espacio y del tiempo, hubo un muchacho al cual le regalaron un caballo. El chico paseaba muy alegre por el pueblo montado en su caballo y todos pensaban: “¡Que buena suerte tiene!“. Pero el Maestro Zen dijo: “Ya se verá...“.

Pasaron los meses y el chico cayó del caballo y se rompió una pierna. Todos los habitantes del pueblo pensaron entonces: “¡Qué desgracia!”. Pero el Maestro Zen dijo: “Ya se verá...“.

Un par de semanas después llegó a la aldea un representante del ejército para reclutar a todos los jóvenes del lugar y llevárselos a guerrear al frente de batalla. Como el chico estaba recuperándose en la cama con la pierna rota, no pudo ir. Todos en el pueblo pensaron: “¡Qué afortunado!“.

Pero el Maestro Zen dijo: “Ya se verá…”.


[En homenaje a S.M.R. ¡Gracias, Maestro...!]

1 comentario:

Antonio Pedrosa dijo...

¿Donde esta la moraleja?...